Cómo superar decisiones difíciles sin debilitar el liderazgo

Por Robert Half on 4 de septiembre 2020

Cuando se enfrentan períodos de crisis e inestabilidad económica, existen empresas que pasarán por situaciones críticas, debiendo tomar decisiones difíciles que amenazarán a la organización y pondrán en duda la capacidad de gestión y el liderazgo ejercidos por la administración.

Una de las medidas más comunes tiene que ver con la reducción del equipo de trabajo. Al tener menos ingresos, la disminución de la cantidad de personas que trabajan en una empresa se produce casi automáticamente. Sin embargo, en la mayoría de los casos, la cantidad de trabajo sigue siendo la misma. O incluso aún mayor.

Esto genera una serie de implicaciones negativas. ¿Dónde está la clave entonces? En manejar de la mejor manera posible la comunicación y la reacción del equipo que se queda trabajando. Y para lograrlo, dejamos las siguientes recomendaciones:

Explica el nuevo escenario

Los integrantes del equipo necesitan saber cuanto antes, y con la mayor cantidad de detalles, la situación actual en la empresa y las medidas que se tomarán. Es importante disipar todo tipo de rumores y dejar claro las responsabilidades adicionales que el equipo deberá asumir ante la salida de otros integrantes.

Analiza el impacto de las decisiones

Aquello de definas tendrá consecuencias de diverso tipo en cada trabajador. Es fundamental que abordes la situación de manera individual, con el fin de conocer sus sentimientos y qué les sucede al respecto. Dar espacio para que expresen lo que piensan genera una dinámica de transparencia, que reduce las posibilidades de que proliferen los rumores y chismes, o que se genere un ambiente de mala disposición con relación al trabajo.

Además, es importante que abordes con el equipo la forma como pretendes apoyar al grupo para que pueda lograr los objetivos propuestos más allá de los cambios.

Busca un enfoque positivo

Lo más probable es que lo que todos ven como una mala decisión, sea realmente una medida tomada por el bien mayor de la empresa. Por eso, es necesario concentrarse en los aspectos positivos, en cómo los cambios traerán beneficios para la empresa y para el equipo como un todo, destacando que, a partir de ellos, se busca mejoras que permitan un crecimiento y mejores perspectivas para todos.

Demuestra liderazgo

Comienza por demostrar amabilidad y comprensión. Sé el primero en reconocer el esfuerzo adicional al cual estarán enfrentados y valora la actitud del equipo ante la difícil situación que atraviesa la compañía.

Además, propicia un clima de apertura, donde siempre habrá disposición para resolver dudas, recibir aportes y comentar asuntos de trabajo que busquen mejorar la productividad de la empresa.

El liderazgo es un componente muy relevante a la hora de manejar y superar un escenario de crisis. En la medida que un líder lo ejerza correctamente, generará un clima favorable y de legitimidad ante sus decisiones y un sentimiento de equipo que serán fundamentales para la empresa ante la adversidad.

¿CÓMO PODEMOS AYUDARTE?

Hide Breadcrumb
Off
Hide Title
Off

More From the Blog...