¿Es tiempo de un aumento de sueldo?

Por Marc Roger

Aunque parezca increíble, fin de año se viene a pasos agigantados y los presupuestos 2018 son una tarea pendiente que comienza a vislumbrase en la mayoría de las empresas en Chile. Por esto, es una época pertinente para pensar si es el momento de pedir un aumento de sueldo. ¿Cómo hacerlo? Para no cometer errores y lograr el objetivo, hay algunos aspectos muy básicos a tener en cuenta para que la conversación con tu jefe sea un éxito.

Lo primero es perder el miedo, nadie es despedido por solicitar un aumento de sueldo; sin embargo, es importante entender que para el empleador también puede ser complicado, ya que independiente de cuánto valore tu trabajo y quiera adecuarte el salario, quizás no tenga los recursos necesarios.

En segundo lugar, es importante tener una visión amplia del contexto y darse el tiempo de revisar cómo ha sido el trabajo realizado. Para eso, es bueno responderse las siguientes preguntas: ¿cómo ha sido mi desempeño en la empresa?, ¿he alcanzado los objetivos?, ¿cuál es la percepción que mi jefe y compañeros tienen de mi trabajo?, ¿cómo estoy en relación al mercado? y ¿cómo se encuentra la situación financiera de la empresa?

Si efectivamente el ejercicio ha sido adecuado, has alcanzado tus metas y estás bien valorado internamente, el tercer paso para pedir un aumento salarial es justificar las razones que te llevaron a ello y evitar aludir motivos personales. “Necesito ganar más” no es un argumento válido profesionalmente. Debes demostrar que estás dispuesto a aprender, tener un alcance mayor de las funciones y asumir más responsabilidades, lo que justificaría un mejor ingreso.

 

¿Cómo pedir un aumento de sueldo?

 

Tener pensada esa estrategia y cómo la vas a exponer es la parte más difícil, para el resto te damos algunos consejos:

1. Pide el aumento en persona, no vía correo o teléfono, menos pillar desprevenido a tu jefe en el pasillo. La instancia ideal es la evaluación de desempeño.

2. ¿Cuánto tiempo llevas en la empresa? No es prudente hablar de aumento salarial antes de un año en el cargo. Es imprescindible que hayas tenido tiempo de demostrar tu valor y preparación para asumir nuevos desafíos.

3. Recuerda que todo es negociable. A veces no existen los recursos para obtener un aumento salarial de inmediato, pero sí programarlo. Sé flexible. Si no hay dinero ahora, puede que existan otros beneficios que puedes lograr (vacaciones, horario, capacitación, etc.).

4. Tienes que tener claro cómo se desglosa tu liquidación de sueldo mensual: ¿cuánto es el bruto y el líquido?, ¿cuánto cuesta tu plan de salud?, ¿cuánto aportas a la AFP?, ¿tienes otros descuentos? Conocer el detalle te hará negociar mejor.

5. Como última recomendación, créete el cuento. Revisa tácticas de negociación, expresión corporal y cómo expresarte verbalmente. Llegar preparado te dará credibilidad y tu jefe sabrá que no puede perderte.

* Marc Roger es gerente de reclutamiento en Marketing y Ventas de Robert Half

Share This Page