Cómo aprovechar una entrevista remota

Por Robert Half on 22 de abril 2020

¿Una entrevista de trabajo online? La situación es la siguiente: Necesitas sumar a un nuevo talento al equipo de la empresa. Sin embargo, la situación de confinamiento provocada por la pandemia del coronavirus obliga a muchos profesionales a trabajar desde sus casas, incluyendo los candidatos que has seleccionado. La solución es simple, usar la tecnología para realizar la entrevista de trabajo de manera remota. Pero, ¿cómo hacerlo bien?

No pases los detalles por alto

El entrevistador tiene una serie de aspectos que considerar antes de sentarse, conectar la cámara y empezar a lanzar preguntas al candidato. Sobre todo si la entrevista será remota. Una cosa es usar la tecnología para fines de esparcimiento. Otra bien diferente es cuando se trata de asuntos profesionales.

Establece con el candidato expectativas sobre los detalles de la entrevista. Infórmale qué plataforma será usada y proporciona el nombre y cargo de quienes participarán. Transparentar los detalles genera una sensación de tranquilidad que permitirá al entrevistado sentirse relajado para exponer lo que realmente interesa.

Además, consigue una copia impresa del currículum del entrevistado y anota las preguntas para que la memoria no te juegue una mala pasada.

Realiza pruebas técnicas

Llegada la hora, la entrevista debe comenzar y realizarse sin fallas. Algo así como la clásica frase del cine, “¡luces, cámara, acción!”. Y para que todo salga a pedir de boca, lo ideal es realizar con anticipación una prueba técnica para comprobar el adecuado funcionamiento de la plataforma elegida. Generalmente Skype y Zoom ofrecen un nivel de conexión y recursos bastante confiables, pero debes considerar también que la cámara funcione correctamente, el micrófono esté conectado y bien posicionado, que la conexión a internet esté al 100%. Tener las claves de acceso a mano y la batería del equipo cargada son otros puntos que no se pueden dejar de revisar.

Prepara un plan B

Los imprevistos suceden, y la popularmente conocida Ley de Murphy también. ¿Qué hacer entonces si, a pesar de todos tus preparativos, la plataforma no funciona o el ancho de banda que está usando tu entrevistado no responde adecuadamente? Una buena forma de salir del paso es acordar de antemano recurrir a una forma alternativa para realizar la entrevista, como continuar el contacto apenas con el audio, a través de un celular, o programarlo para un momento en que el uso de internet sea menos intenso en el lugar donde se encuentra el entrevistado.

Minimiza las distracciones

Una entrevista remota requiere la misma concentración que una hecha en una oficina. Todo elemento que pueda provocar interrupciones, distracciones y desconcentraciones debe quedar al margen, por lo que las alertas del celular y del computador deben estar desactivadas. Es recomendable elegir un lugar de bajo tráfico para evitar ruidos molestos o que alguien se cruce por la cámara. Y evita los desplazamientos o movimientos porque distraen a tu interlocutor.

Look profesional

Que la entrevista sea remota no significa que sea una cita en la playa. Sigues siendo un ejecutivo y tu entrevistado un potencial nuevo talento para la empresa que representas. Por lo tanto, debes respetar los códigos de vestimenta que usarías en tu oficina. El ambiente debe ser limpio y sobrio, sin elementos que puedan distraer al entrevistado.

Cuida el lenguaje no verbal

En una entrevista en persona, es importante generar una conexión con el entrevistado. Mostrarse involucrado y con genuina empatía por la conversación. En una entrevista remota, no puede ser diferente.

Hablar con tranquilidad y claridad es importante, evita generar una sensación de prisa o de que se trata de un “trámite” para el entrevistador. Como se trata de una conversación que puede sufrir retrasos a raíz de la señal u otras razones técnicas, es clave dejar pasar unos segundos al final de cada intervención del entrevistado para que no se sobreponga la voz de ambos. Y si hay video, por más tentador que sea mirar la imagen de la otra persona, enfócate en mirar siempre a la cámara. De ese modo, estarás mirando a los ojos a tu entrevistado.

Concluye con información adicional

Terminada la entrevista, no olvides agradecer al candidato por su interés y tiempo. Además, es el momento de darle espacio para que hagan las preguntas y comentarios que consideren necesarios. Sin embargo, es muy importante que agregues información sobre cómo continuará el proceso, para que el candidato conozca los pasos a seguir, fechas e instancias que deberá considerar si logra pasar la etapa que acaba de concluir.

Saber cómo llevar a cabo una entrevista a distancia de manera efectiva ayudará a seleccionar al mejor talento para tu empresa, independiente de las difíciles condiciones que puede generar la situación que vivimos actualmente. Pero también dejará a los candidatos con una visión positiva tanto de ti como de la empresa a la cual está buscando integrar.

¿CÓMO PODEMOS AYUDARTE?

More From the Blog...