Entrevista telefónica: preguntas y consejos que ayudarán a destacarse de la multitud

Felicitaciones, su currículum y carta de recomendación han dado frutos y ha conseguido una invitación para una entrevista telefónica. Esta es una oportunidad en que puede que la rompa o pase desapercibido, ya que se evaluará a otros candidatos también y según las respuestas obtendrá una reunión cara a cara.

Pero esta no es solo una ocasión para venderse. La entrevista telefónica puede servir para conocer mejor la empresa y recabar información de lo que están buscando y acerca de qué responsabilidades tendrá al interior. Esto le permitirá definir si quiere seguir en el proceso o llegar hasta este punto.

Nunca puede estar seguro de las preguntas que se le harán en una entrevista telefónica, pero sí puede investigar y prepararse para la llamada. A continuación, le entregamos algunos consejos de entrevista por teléfono y preguntas que le ayudarán a superar la competencia, aprender más sobre el trabajo y decidir si esta es la oportunidad adecuada para usted.

1. “¿Es voluntario, también?”  

Una entrevista telefónica no es solo pregunta y respuesta. Si la conversación lo permite, también se puede tener un pequeño diálogo, especialmente si son temas que podrían ayudar a construir la relación.

Por ejemplo, si hace una investigación previa a la entrevista podría contarle a su entrevistador que cuentan con intereses comunes. O la página de LinkedIn de este podría revelar que ambos estudiaron en la misma universidad. 

Este tipo de entrevistas están diseñadas para  habilidades blandas, por lo que una pequeña conversación podría ayudarlo a empezar con el pie derecho; o indicar algunas cosas con la que se identifica con la cultura de la empresa.

Utilice la oportunidad a su favor para tratar de darse una idea de si podría sentirse cómodo en ese tipo de ambientes, o de si el gerente de contratación es alguien con el que estaría feliz trabajando.

2. “Cuéntame más sobre el trabajo”

Antes de recibir la llamada, haga su investigación para conocer un poco más de la empresa y el puesto de trabajo que está vacante. Por ejemplo, es muy importante preguntar qué habilidades se requieren; además, de explicar cómo ha utilizado esas herramientas en su actual o anterior trabajo.

También, puede preguntar por qué este puesto de trabajo es tan importante para la empresa o si hay posibilidades de que en un futuro cambie la posición. Este tipo de consultas deja claro su interés en el trabajo y la empresa en su conjunto, y la información que obtenga puede ayudarlo a prepararse para las siguientes entrevistas. También, descubrirá mucho acerca de la dirección y el futuro del trabajo, lo que le ayudará a determinar si encaja con sus metas profesionales.

3. “¿Cuál es el siguiente paso?”

Las entrevistas telefónicas suelen durar entre 15 y 30 minutos, pero depende del tipo de conversación que se da en el momento. Cuando esta llegue a su fin, pregunte al entrevistador cuál es la siguiente etapa del proceso. Asegúrese de averiguar cuánto debe esperar. Usted no quiere estar pensando cuándo lo llamarán o si el cargo sigue vigente.

No trate de ganar en su entrevista telefónica. No es una competencia directa, es una conversación, que le permitirá al entrevistado saber más de usted y a usted conocer a la empresa

Share This Page