Cinco errores que pueden afectar un currículum

No siempre se le da la debida importancia al currículum y, por esta razón, muchas veces se detectan errores al momento de presentarlo a un reclutador. Por eso es importante saber que el currículum es más que un trozo de papel (o archivo digital), es la forma en que el candidato se presenta a la compañía. El currículum es el encargado de abrir o cerrar las puertas al mercado laboral.

Por estos motivos, vale la pena tener en cuenta algunos aspectos cuando se elabora un currículum: 

1. Foto
No siempre es necesario incluir una foto en el currículum, pero si lo fuese, las fotografías en actitud muy relajada no son bien recibidas por parte del reclutador. Cíñase al retrato profesional que muestra únicamente el rostro y una parte del torso, y use la ropa que llevaría en su día a día en la oficina. En caso de que el currículum se envíe por e-mail, preste atención a la resolución de la imagen ya que perderá puntos ante el reclutador si la imagen es muy pesada y se demora mucho en descargar.

2. Idiomas
Una de las mentiras más comunes en un currículum tiene que ver con el manejo de idiomas. Es importante especificar el nivel de conocimiento de los idiomas que habla, lee y escribe (básico, intermedio o alto), pero no sobrevalore sus habilidades ya que una simple conversación con el reclutador bastará para descubrir si el candidato está mintiendo o no.

3. Formato tradicional
No utilice colores ni diferentes tamaños. Elija una fuente y mantenga el valor predeterminado en todo el documento. Asimismo, no se olvide de hacer una revisión ortográfica y gramatical en detalle antes de enviar el documento.

4. Descripción del cargo
Los reclutadores no están interesados en conocer su rutina de trabajo, ya saben lo que hace un gerente de marketing, por poner un ejemplo. Estarán mucho más interesados en conocer sus logros que su función. Por ello, aproveche el tiempo de la entrevista para hablar de sus éxitos, de forma concisa y con cifras que corroboren lo que está diciendo, siempre que sea posible. 

5. Clichés
Los adjetivos no siempre están bien vistos en un currículum. Expresiones como: “altamente calificado”, “trabajador”, “con iniciativa” o “flexible” pueden ser muy relevantes para un perfil profesional, pero es mejor demostrar esas cualidades de otra manera. Utilice ejemplos concretos de logros profesionales.

Es importante resaltar también que un currículum es dinámico. Por lo tanto, algo que puede haber funcionado bien en el pasado, puede que ahora esté en desuso. Mantenga siempre actualizado su currículum y ajústelo cada vez que se presente a una entrevista. Las oportunidades de trabajo son únicas y el currículum también debe serlo.

El contenido fue traducido del original

Share This Page