Aumenta la demanda de profesionales especializados en desarrollo ágil de software por la creciente popularidad de esta metodología

El desarrollo ágil de software está considerado como una metodología muy pretenciosa por los veteranos de los proyectos de las TIC. Se contradice con la metodología tradicional en cascada, según la cual, los proyectos se planifican como una secuencia que empieza por una definición y continúan con un plan de desarrollo, pruebas y eventual aplicación del software.

La metodología ágil evita este planteamiento tan riguroso a favor de crear una pieza de software a través de un proceso de repetición basado en el feedback de los usuarios. Esta interacción se da desde el inicio y cada etapa del desarrollo se revisa y retoma durante el proyecto.

¿Se convertirá el rebelde en maestro?
Los defensores de las metodologías ágiles centran su argumento en el valor de los "individuos y la interacción durante los procesos", en "la colaboración del usuario final durante la negociación del contrato", y en ser capaces de "dar una respuesta al cambio de acuerdo a un plan definido”. Sin embargo, muchas empresas y organizaciones aún ven esta metodología de desarrollo ágil de software como una propuesta demasiado rompedora.

Pero, lejos de ser la opción rara y atrevida que era antes, la metodología ágil empieza a consolidarse como un enfoque estándar para el desarrollo de software en muchas industrias. La documentación y las pruebas pueden parecer muy distintas a la metodología más tradicional, pero para muchas de las organizaciones que se han atrevido a ser diferentes, los resultados finales han sido muy positivos y el cambio ha valido la pena.

El éxito de la flexibilidad
Mientras que el método tradicional en cascada es difícil que pueda desviarse de su trayectoria, la metodología de desarrollo ágil de software presenta otro comportamiento. Es adaptable y rápida, capaz de cambiar de dirección en cualquier momento.

A medida que el mundo de los negocios y el negocio de consumo se ha vuelto más y más dinámico, el desarrollo tradicional puede presentar dificultades para mantenerse al día con las demandas permanentemente cambiantes de los usuarios finales.

Priorizando al usuario final, la metodología de desarrollo ágil de software acaba con la burocracia innecesaria en los proyectos y se enfoca en lo que realmente importa: cómo el software se comportará en la práctica para ser útil para aquellos que deberán utilizarlo. A diferencia de la propuesta tradicional, la metodología ágil entrega a los proyectos de TI la flexibilidad para responder a la interacción del usuario final en todas las etapas de desarrollo de software, mediante su participación en el proceso desde el principio.

La tranquilidad de la certeza
Existen buenas razones por las cuales no todas las organizaciones se han sumado todavía a la metodología ágil con entusiasmo y sin restricciones. Para los proyectos grandes o complejos en particular, la tentación de tener un plan de desarrollo de software más rígido supone una barrera de seguridad que muchas organizaciones grandes no están dispuestas a perder. Es algo totalmente comprensible, ya que implementar un software que no se ha probado tiene sus riesgos, aunque se tenga el presupuesto para hacerlo. A pesar de estas reservas, muchas organizaciones están viendo los beneficios y el ahorro de presupuesto que puede suponer decantarse por un estilo más ágil e implicar a los usuarios finales desde el inicio. Por ello, cada vez más, están dispuestas a considerar ambas propuestas de metodología, la tradicional y la ágil, para diferentes tipos de proyectos.

Respuesta rápida al cambio
Los negocios dinámicos deben ser capaces de adaptarse rápidamente si están evolucionando continuamente. Además, cada vez más empresas esperan que sus departamentos de tecnología puedan cumplir con las expectativas que se esperan de los proyectos de TI para poder entregar una respuesta rápida a los cambios. Ese cambio está siendo impulsado por los requisitos de regulación, el cambio de comportamiento de los consumidores y la competencia, y la innovación de TI. El desarrollo ágil de software está siendo cada vez más aceptado como parte de la solución para adaptarse a los cambios rápidamente.

En consecuencia, la demanda de analistas, desarrolladores y administradores de proyectos ágiles, nunca había sido tan importante. Especialistas-ágiles altamente capacitados están siendo muy requeridos por parte de todas las áreas de negocio, desde analistas hasta Project Managers. Ante esto, encontrar a la persona adecuada será clave para el éxito de su negocio.

El contenido fue traducido del original Agiles specialists in demand as methodology rises in popularity.

Share This Page